¿Por qué a los murciélagos les gusta vivir en cuevas?

Si alguna vez tienes la oportunidad de entrar en una cueva antigua en la oscuridad de la noche, prepárate para "esperar" que un gran grupo de criaturas produzcan un ruido caótico y agudo que probablemente te aterrorice y te haga salir corriendo.

Estamos hablando, por supuesto, de murciélagos.

Los murciélagos han inspirado a innumerables poetas, autores y algunos de los mejores cineastas de las generaciones pasadas. Los murciélagos son criaturas intrigantes, por lo que no es de extrañar que las películas basadas en murciélagos sean tan buenas de ver (bueno, no todas).

¿Alguna vez se te ha pasado por la cabeza por qué los murciélagos prefieren vivir en un espacio oscuro y cerrado, normalmente una cueva de algún tipo? ¿Por qué es eso?

Los murciélagos saben cómo disfrutar de la vida nocturna

La mayoría de las especies de murciélagos son nocturnas, por lo que realizan la mayor parte de sus actividades de caza durante la noche. Los murciélagos se alimentan de plagas como mosquitos, polillas, escarabajos voladores y muchos otros insectos pequeños. Utilizan una interesante técnica llamada ecolocalización para cazar a sus presas. A diferencia de la mayoría de las demás criaturas, que dependen de señales visuales para detectar a sus presas, los murciélagos utilizan ondas sonoras a su favor para localizar su alimento. Aquí es donde entra en juego el término "ciego como un murciélago". No pueden ver su comida, pero pueden usar la ecolocalización para crear una imagen sonora.

Como la mayoría de las criaturas dependen de las señales visuales para cazar, necesitan la luz del día para seguir con sus vidas, mientras que los murciélagos usan la oscuridad de la noche para moverse y matar.

Pero, ¿por qué cuevas?

Los murciélagos son mamíferos de sangre caliente, como los humanos. Por lo tanto, la temperatura es un factor muy importante para su supervivencia saludable. Cuando se combina esto con el hecho de que no incursionan mucho durante el día, (aunque algunas especies de murciélagos lo hacen) los murciélagos necesitan un escondite seguro y aislado donde otros depredadores no los encuentren.

Aquí es donde las cuevas entran en escena. Una cueva ofrece una temperatura óptima que los murciélagos necesitan, permitiéndoles estar cómodos sin quemar demasiada energía.

Las cuevas proporcionan la humedad óptima que requieren los murciélagos, así como una temperatura baja y estable.

No olvide que las cuevas son un lugar excelente para mantenerse fuera del alcance de las manos de los depredadores (o lo que sea que usen para alimentarse de los murciélagos). Colgar al revés del techo de una cueva ofrece un nivel de seguridad para los murciélagos que pocas otras criaturas tienen. Esencialmente, están libres de todas las preocupaciones "mundanas" y típicamente lejos del peligro.

De hecho, algunos murciélagos pasan la mayor parte del invierno en estado de hibernación en esas mismas cuevas. Durante la hibernación, la temperatura central de sus cuerpos desciende hasta la temperatura de la cueva. Además, pasan todo este tiempo de hibernación colgando boca abajo gracias a las otras características únicas de sus cuerpos.

Prosperando en las cuevas

Algunas de las especies de murciélagos más pobladas se encuentran en cuevas, ya que permanecer en ellas les ayuda a evitar el peligro y a ahorrar energía. Hay algunas áreas del mundo que son realmente famosas por sus cuevas llenas de murciélagos. Hay una en Texas, conocida como la Cueva de Bracken, ¡que alberga no menos de 20 millones de murciélagos! ¡Eso sí que es un montón de guano!

Curiosamente, la mayoría de las colonias de murciélagos salen o entran en estas cuevas en grupo, sobre todo por la noche. Esto demuestra un verdadero sentido de unidad entre ellos, lo que siempre es agradable de ver en una colonia, pero también los protege a través de la lógica de la fuerza en los números. ¡Cualquier depredador que cazara murciélagos estaría tan abrumado por su número que el individuo promedio sería básicamente intocable!

Es hora de que dejes atrás todas las preocupaciones de tu vida y simplemente encuentres una cueva donde esconderte por el resto de tus días. ¡Por fin... una solución!

(0 votes)